De la arena de la playa de El Zapillo al oro de Moscú

Nació en tierras granadinas, aunque se siente de Almería, de su barrio, de El Zapillo («soy de allí de toda la vida»), y el pasado fin de semana alzó el trofeo de campeón de Europa de fútbol playa al cielo de Moscú. Su cuarto entorchado europeo nada más y nada menos. Es el conocido meta Donaire. A su lado, también vistiendo la zamarra de la selección española, se encontraba Antonio José, de Pescadería, el cual también consiguió el trofeo, lo que les valió a la postre estar en el Mundial que se celebrará el próximo año en Tahití.

Al hablar de lo acontecido hace unas semanas, y que finalizó el pasado fin de semana en tierras moscovitas, al arquero se le escapa una sonrisa de felicidad pura: «Estoy muy contento porque la verdad es que fue un campeonato fuerte, muy duro, en el que participaron todas las potencias europeas. Fuimos de menos a más y el rendimiento del equipo fue muy bueno. También estoy muy contento con el campeonato personal que hice». Aunque sea su tercer europeo, Dona, como le gusta que le llamen, reconoce que no fue nada fácil y que el objetivo principal era clasificarse para el Mundial 2013: «El objetivo era clasificarnos para el Mundial [quedarse entre los cuatro primeros] y ya a partir de ahí lo que viniese sería un premio. Al final tuvimos el premio de quedarnos campeones, ya que nos salió todo bien».

Dona sabe que en el éxito Antonio José también ha sido pieza clave. Sin embargo, el jugador de campo prefiere no hablar, alegando su timidez. Prosigue el meta, quien cuenta que «Antonio y yo nos llevamos muy bien, estamos siempre gastando bromas».

El arquero estuvo en el Español del Alquián de Primera Andaluza hasta mediados de temporada, aunque de momento prefiere aparcar el fútbol once: «No voy a volver a fútbol once, porque lo tenía como un hobbie, pero ahora me llena muchísimo más la playa. Me tengo que dedicar a lo mío. La verdad es que yo siempre me he dedicado al fútbol playa, el cambio no lo noto, siempre entreno en la playa».

El reciente campeón de Europa vuelve a la arena. El meta es consciente de que la preparación es fundamental: «Le tengo que dar las gracias a Ángel [López], seleccionador andaluz y gran amigo nuestro. Quedamos unas tres o cuatro veces en semana y organizamos partidos con gente de aquí que también juega al fútbol playa. También tenemos un plan específico que hacemos Antonio y yo. Solemos quedar en la playa de El Zapillo, aunque ahora nos han hecho unas instalaciones magníficas en el Club Natación, un campo de fútbol playa con la arena muy buena, que es lo importante».

Dona cree que deberían existir mejores instalaciones para la práctica del fútbol playa en la provincia almeriense: «Hacen falta más instalaciones. La gente de Almería relaciona el fútbol playa con la playa, la nuestra es muy bonita, lo que pasa es que la arena no es la idónea. El fútbol playa necesita una mejor».

El zapillero reconoce que este deporte no goza de la suficiente repercusión mediática que merecería: «Esta Eurocopa sí que ha sido televisada en abierto, otros campeonatos, no». Donaagradece a este diario el reportaje. de hecho, se emociona: «Me parece bien que un chico de la tierra llegue a todo el mundo, me siento muy orgulloso». Siempre acordándose de sus orígenes,Dona declara que «es un orgullo el representar a mi provincia por todos los sitios, siempre digo que soy de Almería y no lo voy escondiendo».

 

Ahora ya se centra en sus próximos objetivos: la Liga Europea y el Mundial. «He sido campeón de Europa tres veces más y en el Mundial lo máximo que llegué fue a semifinales hace tres años en Marsella y me gustaría ganarlo». En verano, tiempo de tomar el sol y darse un buen baño en la playa, Dona y Antonio José seguirán entrenándose en su playa de El Zapillo. Los almerienses podrán disfrutar de estos campeones de Europa, y quién sabe si del mundo, mientras se dan un chapuzón.

 

Entradas Recientes

Deja tu comentario